Resumen

CÍRCULO ANALÍTICO Por ALEJANDRO FRANCISCO GUTIÉRREZ CARMONA

En Circulo Analítico Alejandro Francisco Gutiérrez Carmona nos habla sobre lo que es el idealismo político

Marx y la economía

La obra de Carlos Marx, El capital, en su tomo 1, aborda el concepto de la mercancía, ya que es el núcleo para estudiar el desarrollo del capitalismo.  En esta obra, Marx explica cómo operan las leyes en el mundo capitalista de producción. La mercancía se debe entender como cualquier cosa que se produce para venderse, además, tiene una connotación social, que es la necesidad humana. Existen mercancías porque hay necesidades humanas que las requieren, pueden ser desde las más básicas hasta las más superfluas, por ejemplo, comprar un hueso de plástico para un perro.

Éstas, tienen dos vertientes, por una parte sirven para algo, es decir, tienen un valor de uso, pero también, se intercambian. En este sentido, tienen un valor de uso y un valor de cambio. La vida doble de las cosas no es armoniosa, por una parte las cosas tienen la finalidad de satisfacer necesidades humanas, pero las cosas como mercancías tienen la finalidad de venderse y sacar la máxima ganancia.

Antes de ser usadas hay que comprarlas, se tienen que adquirir antes de usarse. Muchos economistas burgueses aseveraban que su precio era el resultado de algo natural y ponían al mercado como el parámetro que permitía calcular su valor. Las mercancías se pueden distinguir en cuanto a sus cualidades materiales, pero todas tienen en común cierto tiempo de trabajo humano para ser creadas.

Lo que determina su precio no es el mercado, sino el trabajo humano que se necesita para ser creadas. Es muy habitual que cuando compramos una mercancía nunca reflexionemos sobre el trabajo humano que fue necesario para crearla, esto se debe a que observamos a la mercancía desde la superficialidad y el fetiche que ésta encierra. Nos convertimos en consumidores voraces sin sentir un poco de indignación por el trabajo humano que se requiere para poder usar esa mercancía. Por ello, es que a este trabajo se le conoce como abstracto, porque pareciera que no existe y sin embargo, es la base para que se produzcan.

Es decir, que la explotación del hombre por el hombre es la base de la economía capitalista dentro del modelo neoliberal actual; ya que es la explotación la que permite que el capitalista obtenga la máxima ganancia a partir de generar la plusvalía. En este sentido, el sistema económico capitalista es por su propia naturaleza anti-humanista, porque sólo prioriza el individualismo.

Marx, también desarrolló la historia del dinero, mencionando que hay dos vertientes en el valor, por un lado se encuentra el dinero y por el otro el capital, el dinero se puede definir como la mercancía universal equivalente a todas las demás, mientras que el capital es el poder del dinero invertido como capital para generar ganancia. La esencia del capitalismo es la inversión del dinero para generar más dinero.

Pero, para generar plusvalía es necesario explotar al trabajador, esta es una ley lógica dentro del sistema capitalista. De esta forma, el capitalista igual invierte su dinero al adquirir la fuerza de trabajo del proletariado, es decir, se compran cuerpos humanos para realizar una actividad productiva y lo que se les paga es solamente lo necesario para mantener vivo ese cuerpo y que al día siguiente vaya a desempeñar sus funciones productivas. El capitalista compra mercancías capaces de producir nuevas mercancías y esto incluye al hombre. En conclusión, el ser humano es considerado como una mercancía en el sistema capitalista, para Marx esto no hace libre al hombre, al contrario, lo tiene bajo cadena, por eso es necesario crear las condiciones necesarias para que pronto llegue la etapa de la historia en donde el hombre sea libre.

 

">