Resumen

Intensifica PROFECO revisiones en panteones de Tlaxcala, Chiautempan y Apizaco

dav

Como parte del Operativo de Día de Muertos que se desarrolla del 31 de octubre al 3 de noviembre.

Tlaxcala, Tlax, a 01 de noviembre de 2017 (Gerardo Santillán).- El Operativo de Día de Muertos 2017 a cargo de la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO), inició el 31 de octubre y terminará el 3 de noviembre para verificar que los precios de productos de temporada no sean excesivos. La Delegada de esa dependencia en el Estado, Edith Padilla Bañuelos, informó que se llevarán a cabo más de 70 acciones de revisión en los municipios de mayor afluencia que son Tlaxcala, Chiautempan y Apizaco.

Las revisiones serán en tiendas de abarrotes, florerías, restaurantes, estacionamientos y panteones, principalmente, donde se colocarán preciadores para que los consumidores conozcan los precios promedio autorizados para productos como ceras, veladoras, flores de temporada, ornamentos, horas de aparcamiento, bebidas, fruta, pan, entre otros. Hasta estos momentos, la dependencia federal ha iniciado dos acciones administrativas de sanción.

La funcionaria advirtió que las violaciones a la Ley Federal del Consumidor y el derecho de los mismos que incluye no exhibir precios, no respetar los mismos, no expedir comprobantes o tener sistemas de medición mal calibrados, podrían generar sanciones in situ y económicas desde los 758 pesos hasta los 2.5 millones de pesos.

Mencionó que en los panteones de las tres ciudades mencionadas, en particular habrá verificaciones porque existen muchos vendedores que expenden distintos artículos, incluidas herramientas básicas para limpiar las tumbas, quienes aprovechando la necesidad del momento de la gente, aumenta los precios excesivamente.

Se rehabilitaron panteones previamente; hasta $200 puede cobrar un panteonero…

Por otro lado, desde la semana pasada autoridades municipales desplegaron su personal de servicios públicos para limpiar sus camposantos de maleza y basura para dar una mejor imagen y utilización a los miles de personas que van a visitar a sus muertos. En general se retiró hierba, se dio mantenimiento a sanitarios, se rehabilitó el alumbrado público, se podaron árboles, se arreglaron los vertederos de agua y se retiró el escombro, como en el caso del panteón El Carmen de Chiautempan.

Aunado a esas acciones, en coordinación con Protección Civil y Vialidad se pintó el paso peatonal, guarniciones, señalizaciones y rehabilitar el alumbrado público que se ubica en la avenida frente al panteón para otorgar mayor seguridad a los transeúntes.

Ahí, según testimonios de vecinos, las personas que de por sí se dedican al mantenimiento del lugar de sepultura pueden ayudar a los familiares a hacer una limpieza extra o colocación de ofrendas, servicios por los que el cobro es diferenciado y como se pongan de acuerdo, pero que puede ser de 100 hasta 200 pesos. Por su parte, a los más jóvenes y adolescentes que prestan su apoyo para transportar las cubetas de agua se les da una propina.