Reflexionando sobre accidentes viales - Linea de Contraste

Reflexionando sobre accidentes viales

La falta de capacitación, la facilidad de entregar licencias y el descuido de todos los conductores causan el 80% de los accidentes de transporte público en todo el país

El accidente a la altura del kilómetro 15+300 de la carretera Tlaxcala-San Martín Texmelucan donde fallecieron siete personas y dejo 11 lesionados, nos obliga a reflexionar en la urgente  necesidad  de una cultura de la prevención de accidentes y de una efectiva  educación  vial, los usuarios de transporte público demandan el cumplimiento de medidas que refuercen las leyes, reglamentos y normas de conducta en la materia y que sancionen severamente a quien las  infrinja, es ineludible la rehabilitación y creación de infraestructura vial, así como la implementación de alta tecnología (radares de velocidad, cámaras inteligentes, dispositivos hand helds) y campañas informativas en nuestro estado.

Las cifras respecto a los accidentes de tránsito son alarmantes y van en aumento el Centro de Experimentación y Seguridad Vial México (Cesvi), describe que el 80% de los accidentes viales en el transporte público se deben al factor humano; 13%, a la condición del vehículo, y 7%, al entorno. Dentro del factor humano las principales causas son: la falta de capacitación de los choferes, la facilidad para conseguir una licencia de conducir y el incumplimiento de los reglamentos de tránsito. Los accidentes de tránsito no sólo son culpa de los conductores de transporte, sino también el descuido y la violación de las normas por parte de automovilistas particulares, quienes también provocan los choques, por su parte Inegi  reportó que en 2016 se registraron unos 360 mil 051 incidentes en zonas urbanas, pese a esta alta cifra, tan sólo el 27% del parque vehicular nacional está asegurado.

El accidente más común en las ciudades del país, es la colisión con otro vehículo motor, con un 67%. Las otras principales causas son colisión con un objeto fijo, colisión con una motocicleta y colisión con un peatón. También se desprende que cada día hay más de mil accidentes de tránsito en el país, algo así como 42 sucesos por hora o un accidente cada 2 minutos.

El reporte de Inegi indica que 1.1 por ciento de los accidentes de tránsito registrados en 2016 fueron fatales. Y se reportaron 4 mil 559 víctimas; es decir, que se reportó la muerte de una persona cada dos horas, por estos hechos.

Los accidentes de tránsito permanecen entre las diez principales causas de muerte de los mexicanos y esos accidentes son la principal causa de muerte de los jóvenes de entre 15 y 29 años. Casi la mitad de la totalidad de las víctimas fatales de accidentes de tráfico son peatones, ciclistas y motociclistas. Entre los principales factores que causan accidentes viales están el factor humano; conducir bajo los efectos del alcohol, medicinas y estupefacientes, realizar maniobras imprudentes y de omisión por parte del conductor, por ejemplo; no respetar los señalamientos viales, conducir a exceso de velocidad (produciendo vuelcos, salida del automóvil de la carretera, derrapes), salud física del conductor (ceguera, daltonismo, sordera), conducir con fatiga, cansancio o con sueño.

Factores mecánicos: Vehículo en condiciones no adecuadas para su operación (sistemas averiados de frenos, eléctrico, dirección o suspensión), mantenimiento inadecuado del vehículo. Factores climatológicos como: Niebla, humedad, derrumbes, zonas inestables, hundimientos y Factores estructurales de tránsito entre ellos: errores de señalamientos viales, carreteras en mal estado o sin mantenimiento (baches, hoyos, pavimento deteriorado). La falta de pintura y reflejantes en las líneas centrales y laterales de la carretera.

El accidente en la autopista Tlaxcala-San Martín Texmelucan, a la altura de Ixtacuixtla, fue de tal magnitud que  puso  a prueba  a  los servicios  de salud y de seguridad publica en el estado ¿a qué nos referimos? cuando sucede este tipo de colisión se requiere de personal  de rescate  capacitado y equipado para dar atención médica oportuna, paramédicos especializados que brinden primeros auxilios con debida diligencia, ambulancias equipadas y calidad en el servicio hospitalario, en materia de seguridad  y  vialidad  se  necesita que actúen de  inmediato para acordonar la zona  y agilizar el tránsito y se hace vital la celeridad  en la coordinación con  otras instituciones de rescate y  personal  de la PGJE.

Este accidente movilizó a personal médico, de seguridad y rescate generó  la  intervención del Centro Regulador de Urgencias Médicas (CRUM), quien trasladó a cuatro pacientes al Hospital General de Tlaxcala y dos al Hospital Infantil, y otras tres personas lesionadas fueron remitidas a Texmelucan y dos más al Hospital General de Zona 1 del IMSS en el estado.

El secretario de salud  Alberto Jonguitud Falcón declaró que esta colisión dejó más personas fallecidas que toda la temporada de influenza y el titular de la Secte, Noé Rodríguez Roldán, informó que retirarán la concesión al propietario de la unidad accidentada pero nadie argumentó  si  las víctimas  serán indemnizadas, mientras tanto este fin de semana dieron sepultura  a quienes  fallecieron, sus familiares  en medio de su dolor lamentaron que no castiguen con rigor a los choferes y empresarios del transporte.

Hasta el momento se desconocen las causas reales del accidente, se especula sobrecupo, exceso de velocidad y falta de pericia. Como otros accidentes  pasara  a las estadisticas y poco sabremos  de las  víctimas  y  del actuar  de las autoridades.

Inmediatamente el Gobierno del Estado reforzó  las campañas “Bájale dos rayitas” y “Sí hay opción, evita la adicción”, que con la integración de 500 jóvenes que participan en brigadas  pretenden  fortalecer la difusión de mensajes preventivos para incidir en la reducción de accidentes viales y el uso de sustancias nocivas para la salud.  Sin duda  es  un esfuerzo en materia de prevención y se espera que contribuyan en su cometido.

Con el incremento de los accidentes en la entidad las instituciones gubernamentales estan obligadas  a  mejorar  sus politicas públicas  y programas  en beneficio de  la ciudadanía, porque en ocasiones queremos dar solución a un problema o situación pero después de las consecuencias, “Ahogado el niñotapan el pozo” , así  las cosas por ello se requiere estar consciente  que para mejorar la cultura vial todos debemos poner  de nuestra parte y actuar con responsabilidad por el bien de todas y todos

error: Linea de Contraste