Resumen

REFLEXIONES COTIDIANAS Por MARIANO GONZÁLEZ AGUIRRE

En su columna de este lunes, el legislador del PRI habla sobre los retos de su partido para 2018

A propósito de Cartens

A menos de una semana para que se haga efectiva la renuncia del Doctor Agustín Cartens al Banco de México para asumir la titularidad del Banco de Pagos Internacionales (BIS) por sus siglas en inglés; al país, analistas y a los mercados internacionales les surgen diferentes interrogantes, las cuales deberán ser respondidas a la brevedad posible y que generen estabilidad financiera para el país. El reto de quien llegue a ocupar este puesto medular en la economía  del país  es superar las cifras que deja el actual gobernador del Banco de México.

Desde la llegada al frente del Banco de México el 1 de enero de 2010 Agustín Carstens asumió el reto más importante en referencia a la economía del país, sumido en una crisis financiera, retomó la inflación más cercana a la meta  del Banxico del 3 % más-menos un punto porcentual; dentro de su gestión la inflación general anual llegó a tocar mínimos históricos de 2.13 % en diciembre de 2015.

El Senado de la República deberá tener listo el nombramiento de la persona que asumirá el cargo y pueda evitar suspicacias así como especulaciones en el mercado nacional como internacional.

Hoy más que nunca los priistas debemos respaldar la decisión que tome el Presidente de México, Enrique Peña Nieto para generar certidumbre en todo el ámbito nacional y no nada más en lo económico, también en lo político al tener en puerta las elecciones federales del próximo año y que consolide al partido como la mejor propuesta para gobernar al país.

Muchos nombres suenan, desde José Antonio Meade hasta los vicegobernadores Alejandro Díaz de León y Manuel Ramos Francia, incluso llega a sonar el nombre del expresidente de México Ernesto Zedillo Ponce de León y al director para el hemisferio Occidental del Fondo Monetario Internacional (FMI), Alejandro Werner; debemos esperar los tiempos para que el Presidente envíe la propuesta y el Senado de la República ratifique, mientras tanto los mercados se muestren especulativos y a la expectativa del nuevo Gobernador asumiendo que la persona que llegue asumir el cargo esté sumamente calificada para tomar la batuta del Banco de México.

Alabados por analistas extranjeros dicen que en México hay personas con gran capacidad para estar en el cargo  y no ver hacia afuera, esperemos que así sea y el respaldo sea al cien por ciento para entregar mejores resultados de cara al 2018.

La labor que debemos afrontar es mejorar nuestro desempeño como legisladores y  hacer de la vida económica del estado y del país una mejor propuesta para que las metas se fijen más próximas y se cumplan con mejores expectativas superando las planteadas anteriormente.

Sin duda, el nombramiento del nuevo Gobernador del Banco de México, abrirá nuevos nombres y personajes de la vida política Nacional de cara a los posibles nombres presidenciables, entre descartes y autonombramientos, debemos esperar para que sea el Presidente quién elija a la nueva autoridad económica del país.

Hoy más que nunca,  y a más de diez años de distancia de asumir la titularidad el Dr. Agustín Carstens deja un trabajo acorde a las posibilidades del Banco de México entre índices bajos e inflaciones difíciles de contener, el saldo se muestra un tanto positivo  y que ahora con la llegada del nuevo gobernador podrá tomar las riendas del rumbo económico del país y tiene las expectativas altas de desempeñar un excelente trabajo, en bien de la gente pero sobre todo para bien del país.

Nos leemos la siguiente ocasión.